¡Bienvenidos!

Quiero compartir con vosotros, que me visitais, mi afición a la cocina y las recetas que hago.
Si quieres mandar tu receta con gusto la publicaré, (siempre que no lleve carne entre sus ingredientes), con tu nombre y un enlace a tu página.
Hasta hace un tiempo, yo era vegetariana, pero ahora como también pescado y marisco. No estoy orgullosa de ello, así que no me lapideis.
No publicaré comentarios ofensivos hacia mí ni hacia otros.

sábado, 17 de noviembre de 2007

Sandy nos ha dejado


Sandy era nuestro gato, tenía 14 años. Era cariñoso, tranquilo y parecía lleno de vida y de pronto el martes se puso enfermo. Lo llevamos a la clínica donde nos dijeron que estaba muy grave por una obstrucción de las vías urinarias. Ya le había pasado otra vez, hace 6 años y había conseguido recuperarse y desde entonces, llevaba una dieta especial para evitar recaídas. Pero no bastó y se puso mal de nuevo, muy mal.
El jueves parecía que se iba a recuperar, estaba contento, ronroneando y queriendo saltar para volver a casa... Pero ya nunca volvió a su casa.
Ayer se puso muy malito de nuevo y hoy nos dijeron que tenía una fisura en la vejiga y que lo único que podía intentarse era un complicada operación sin demasiadas posibilidades de éxito.
Y pensamos que ya bastaba de sufrir, que se merecía morir dignamente, como sólo los animales y algunos humanos, saben hacerlo y así, según estaba dormidito por la anestesia que le habían puesto para hacerle una prueba, lo inyectaron para que ya no despertase más.
Lo acariciamos hasta que dejó de respirar y aún un rato después y nos despedimos de él con un beso. Donde quiera que esté, porque yo sé que los animales tienen alma, estará contento porque ya no sufre, porque está tranquilo, porque podrá correr y saltar con otros gatitos como él y porque Dios lo va a cuidar como ha hecho siempre, pero ahora de más cerca.
Sé que hicimos lo mejor, pero como duele... No consigo hacerme a la idea de que ya no lo voy a ver más, de que ya no escucharé sus maullidos por la mañana cuando llegue a la cocina, de que nunca más buscará con su cabecita mi mano para que lo acaricie, de que nunca más sus ojitos azules me van a mirar.
Nunca te vamos a olvidar, mi niño, ocupas por siempre un lugar en nuestros corazones y siempre te querremos.
Perdóname si alguna vez no fuí paciente contigo, tu sabes que aún así, te quería mucho, te quiero mucho. Te quise desde que llegaste a casa, con apenas 2 meses y un collarcito de bolas plateadas que te hacía parecer un peluchín. El tiempo pasa tan rápido, Sandy, parece que fue ayer...
Hoy, permítenos llorar y estar tristes, aunque tu estés feliz, sólo por hoy permítenos ser débiles y no entender del todo por qué tuviste que irte a un sitio mejor.
¿En qué estrella estás, pequeñín? Dímelo para mirarla por la noche y dedicarte una sonrisa.


12 comentarios:

Sara dijo...

No puedo evitar contestarte a este post, me has dejado el alma partida.
Tengo a Yuca, mi perrita pequeña (de tamaño) con 17 años, está feliz de la vida!
Minnie, mi gata persa que es para comersela, es sorda, la queremos...
Y Enzo, este es un punto y aparte, me tiene, mejor dicho ,nos tiene comidos los sentidos.
Sarita las tardes de los sábados va a una protectora de voluntaria...a Enzo lo habian "depositado" en un contenedor...
Por mi, tendria mi casa a tope! todos todos de la protectora, nunca jamas volveré a gastarme un duro, es un crimen teniendo protectoras...
Me alegra mucho saludarte, mucho, de veras.

Susana (Saskia) dijo...

Muchas gracias Sara. La verdad es que, aunque sé que hicimos lo correcto, me pesa el dolor en el alma como una losa.
Nos queda Skipy, un gatito de 2 años que mi hija se encontró tirado con apenas unos días y criamos a biberón y Bugy, la perrita que nos tiene robada el alma.
A mí tb me ha encantado saludrte, aunque sea en circunstancias tan tristes.
Un beso.

Clau! dijo...

Que tristeza, lo siento mucho! Nuestros animalitos son parte importante de la familia y su partida siempre deja una gran vacio pero piensa en que ahora ya esta correteando feliz, persiguiendo y jugando con ratoncitos! Hiciste lo correcto permitiendole descansar, es muy duro tomar esa decision y te entiendo porque pase por lo mismo con mi conejito "Pupo" hace unos meses.
Ahora nos queda una coneja "Pepa" linda y orgullosa como ella sola y "Bako" nuestro perrito de 7 meses.
Un abrazo!

María Momoco dijo...

lo siento!!! debe ser muy duro, solo de leerlo me he quedado fatal...y aunque esas cosas no se conocen hasta que no las vive uno mismo, lejanamente puedo imaginarme el dolor que debeis sentir.....
animo y a disfrutar de los otros enanos que tienes por casa y de su recuerdo
un besote ;)

Susana (Saskia) dijo...

Muchas gracias Clau y María por vuestros comentarios.
Por cierto, vosotras dos teneis mucho en común, os dedicais al diseño, tal vez podríais intercambiar impresiones.
Un abrazo.

Ana dijo...

Mi Amada Doña Susy : pues hasta hoy entro, y me doy cuenta que Sandy partió al Cielo de los Mininos ... como usted bien dice, él seguro está allá, postrado sobre alguna estrellita, y jugueteando ... lo vamos a extrañar .. créame que me hizo llorar ... y pienso en mi Cleo, mi gata de 2 años, que también me la hallé recién nacida en la cuneta, casi en inanición .. también he tenido muchos gatos antes, pero ó se me pierden, ó que un accidente ... bueno ... Gracias por atenderme ... !!

Anónimo dijo...

Lo siento tanto... los gatos,en sí,todos los animalitos, son tan hermosos, y el tuyo se ve precioso.
Sí, es muy difícil dejar una mascota,sobretodo, siendo tan noble como el tuyo, me hiciste llorar a mí también.
Seguro que te sigue acompañando.

Muchos besos,
saraí

LUDA dijo...

Saskia....hasta en esta situacion tan terrible somos almas gemelas. Me ha parecido estar leyendo lo que me pasó con Luda hace unos años y ya tengo el nudo en la garganta...que horror.
No dudes que has hecho lo mejor, pero se pasa tannnnn mal...
Un abrazo!!

reikiaduo dijo...

Nuestra perrita, Yebra, se nos va haciendo mayor (ya casi 12 años que para su raza son muchos), ahora la llamamos abuelita cebolleta porque tiene muchas cosas de abuela; cualquier día se nos irá y sobre todo mi mujer le tiene horror a ese momento

Winnie dijo...

Hola linda! como te entiendo, yo perdi a mi conejo enano despúes de 7 años. Fuetan doloroso y tan inexplicable que sólo la gente que vivio ese momento conmigo saben lo importante que era para mi. Era como mi "niño". le incineramos individualmente, porque solo la idea de enterrarlo en una fosa común me aterrorizaba. Mi madre se encargo de todo porque no tuve fuerzas. Y le tengo quí cnmigo en su cajita descansadno. Yo se que esta en un cielo con animalitos, donde todos son felices!
Ains, como se echan de menos!

Loreli dijo...

No sabes como lo siento, es terrible tener que pasar por una situación así y hoy el dolor es tan grande que es difícil entender que con el tiempo solo quedarán en tu memoria los buenos momentos que pasaron juntos (experiencia personal). Nunca lo vas a olvidar y siempre que lo recuerdes a pesar de que pasen los años, siempre vas a estar agradecida porque fue él el que te eligió para acompañarlo en su vida terrenal.
QEPD Sandy, seguramente estarás ahora en un lugar donde van las almas puras.
Te dejo un beso Saskia.

Susana (Saskia) dijo...

Hoy he vuelto a leer esto que le escribí a Sandy y he vuelto a llorar leyéndolo...
Quiero de nuevo daros las gracias a los que me habeis dado vuestro apoyo.
Ahora, somos uno más en la familia, porque además de Skipy y Bugy, está Nicolás, un perrillo adoptado, que es una monada y además listo, bueno y cariñoso como él solo.
Aparte de eso, desde que Sandy se fue, han pasado, y seguirán pasando, por casa unos cuantos cachorros de gato mientras encontraban un hogar de adopción.
Es nuestro pequeño homenaje a Sandy, al que nunca olvidaremos.